Procedimientos Antiarrugas

2016-11-17 Clínica Dr. Figueroa.

Dos técnicas muy efectivas para reducir las arrugas y las marcadas líneas de expresión son: el Relleno Facial con Ácido Hialurónico y la aplicación de Toxina Botulínica (Botox).

¿Qué es el Ácido Hialurónico?
El ácido hialurónico es una sustancia viscosa, su principal propiedad es la de retener grandes cantidades de agua y amoldarse bajo la piel, por lo que resulta un perfecto hidratante. Además de su capacidad de retener agua, el hialurónico funciona como un generador de colágeno, y el hecho de ser un excelente material de relleno cutáneo. El ácido hialurónico no modiÚca el aspecto natural o los rasgos del rostro, ni necesita pruebas de alergia, es una de las mejores alternativas actuales.

Se puede utilizar para diferentes propósitos:

  • Líneas o arrugas Únas en frente o entrecejo.
  • Rellenar los surcos nasogenianos.
  • Mejorar el aspecto de cicatrices.
  • Dar forma y volumen a los labios.
  • Modelado de nariz o rinomodelación.
  • Relleno de ojeras.
  • Atenuar las arrugas peribucales.
  • Recuperar volúmenes en mentón o pómulos.

¿Cómo es la aplicación del producto?

La técnica de inyección es directamente en la piel donde están las arrugas o sectores a rellenar. Antes se aplica una crema anestésica o anestesia local para evitar cualquier molestia. El procedimiento es sencillo, no agresivo y se realiza en una sola sesión, pudiendo necesitar retoques en controles posteriores. Es un procedimiento rápido y seguro cuyos efectos se ve en el momento de la aplicación.

Toxina Botulínica (Botox)

¿Cuál es la utilidad del Botox en rejuvenecimiento facial?

Hoy en día la aplicación de toxina botulínica (Botox) es uno de los tratamientos más utilizados a nivel mundial para conseguir la mejoría de las arrugas cutáneas. Además es uno de los mejores tratamientos estéticos para prevenir la formación de arrugas profundas.

El tratamiento con toxina botulínica tipo A es muy eÚcaz, seguro y cómodo para los pacientes que desean eliminar los surcos y arrugas que han aparecido en determinadas zonas de su rostro debido a gestos habituales como fruncir el entrecejo, entrecerrar los ojos, o levantar las cejas.

Este tratamiento tiene una utilidad demostrada como técnica no invasiva de rejuvenecimiento facial, ya que es capaz de atenuar las arrugas producidas por la contracción de los músculos faciales, es decir, las arrugas dinámicas. En algunos casos estas arrugas han deteriorado tanto las características de la piel que permanecen aunque el movimiento muscular no se realice.

¿Cómo es el procedimiento?

Este no es un tratamiento de relleno cutáneo, donde no vamos a introducir ninguna sustancia que recupere volúmenes faciales, sino que la toxina esta en forma líquida inyectándose una mínima cantidad por punto. El procedimiento se lleva a cabo a través de la inyección en el músculo. Estas Últraciones se realizan mediante un pequeño pinchazo, prácticamente imperceptible, con una aguja muy Úna. Además, antes de inyectar la toxina, el profesional aplica una crema anestésica en la zona de trabajo.

Los efectos del tratamiento se observan al cabo de 4 días hasta las 2 primeras semanas y son reversibles, con una duración aproximada de seis meses. Igualmente es interesante en algunos casos (arrugas muy profundas), combinar o completar el tratamiento con otros procedimientos estéticos como rellenos mediante el ácido hialurónico, mesoterapia o peelings. Este procedimiento siempre debe ser administrado por profesionales caliÚcados, con experiencia en el tratamiento y con el equipo apropiado.