Blanqueamiento Dental

2017-05-15 Clínica Dr. Figueroa.

¿En que consiste un Blanqueamiento dental?
El blanqueamiento dental profesional, es uno de los tratamientos en odontología estética más demandados. Sus efectos son inmediatos, logrando un gran cambio estético que permite lucir una sonrisa natural y hermosa. Muchas personas están de acuerdo que una bella sonrisa constituye un recurso social importante, mejora nuestra autoestima y aumenta las posibilidades de éxito profesional.

Al igual que el resto de nuestro cuerpo los dientes envejecen y comienzan a hacerlo a partir de los veinticinco años. La dentina se oxida y ese color amarillento o marrón oscuro lo refleja el esmalte como un cristal. Este proceso de envejecimiento es más rápido si no realizamos una correcta higiene dental y si abusamos de determinados alimentos como el café, el té, el vino, el tabaco, bebidas con colorantes, etc.

Hoy, gracias a la tecnología se han conseguido resultados con un alto grado de satisfacción. Además, con una pauta de mantenimiento los resultados pueden prolongarse por varios años.

El sistema de fotoactivación del principio activo (Peróxido de Hidrógeno) es mediante luz fría, luz LED (Light Electric Diode), siendo adecuada para realizar blanqueamientos ya que actúa sin elevar la temperatura sobre la boca del paciente.

La utilización del peróxido de hidrógeno (H2O2), es el único que se fotoactiva con luz fría. A los dientes les realiza un aclaramiento desde adentro, además respeta el pH natural, sin dañar la mucosa ni el esmalte dental

Los blanqueamientos no aclaran el color de obturaciones o coronas preexistentes, por lo que después del blanqueamiento puede ser necesario remplazarlas para que coincidan con el nuevo color de los dientes. Es recomendable dejar pasar dos semanas antes de cambiar las obturaciones en el sector dentario.

¿Qué debo hacer después del tratamiento?

Si hay sensibilidad al frio o ligeras molestias es recomendable tomar un antiinflamatorio. Estas molestias son pasajeras, pueden durar las primeras 24 horas, si persistieran se pueden realizar enjuagues bucales con desensibilizantes o utilizar pastas dentales con estos productos.

Se recomienda evitar durante 48 horas el consumo de bebidas con colorantes y cualquier producto o alimento que provoque manchas, así como alimentos ácidos. En este periodo el diente esta propenso a captar manchas.

Las manchas externas superficiales podrán ser tratadas mediante limpiezas bucales o destartrajes profesionales, además del uso diario de pastas dentales especiales para blanqueamiento.